El 5 de diciembre se ha llevado a cabo el primer vuelo del caza Su-57 (ex PAK-FA) con sus motores definitivos, un desarrollo específico de United Engine Corporation para el avión de combate furtivo. El vuelo inaugural de los nuevos motores tuvo una duración de 17 minutos, tuvo como piloto al experimentado Sergei Bogdan y según el Ministerio de Industria y Comercio de Rusia se han cumplido a satisfacción los objetivos de este primer ensayo aéreo con el sistema propulsor.

El ministro de Industria y Comercio ruso, Denis Manturov, al respecto indicó que “un vuelo exitoso con un nuevo motor da un impulso adicional al programa del caza de quinta generación. Esto es una prueba del gran potencial de la industria aeronáutica rusa, capaz de crear sistemas avanzados altamente inteligentes, una aeronave única, integrada digitalmente, con los últimos motores”.

El programa de desarrollo del caza furtivo llevó a cabo su primer vuelo el 29 de enero de 2010, desde el aeródromo de Komsomolsk-on-Amur, y actualmente se emplean nueve ejemplares prototipo en el programa de desarrollo. A la fecha se han confirmado las características de estabilidad y controlabilidad a velocidades subhsónicas y supersónicas, a altitudes bajas y altas, en ángulos de ataque muy críticos. Se siguen evaluando los equipos integrados a bordo. El Su-57 combina las caracterìsticas de un vector de superioridad aérea y un vector de ataque, convirtiéndolo en una plataforma multirol.

La plataforma permite el intercambio de datos en tiempo real cn los sistemas de control basados en tierra, tiene un alto grado de automatización de funciones y soporte inteligente para el piloto, reduciendo la carga de trabajo e incrementando el tiempo que el piloto le dedicará a tareas tácticas. Dispone de una Unidad Auxiliar de potencia (APU) que proporciona autonomía y ahorra combustible, la unidad generadora de oxigeno evita la necesidad de recarga en tierra, entre otros.

El motor Izdelie 30 que reemplaza al AL-41F1 (Objeto 117), desarolla un 27% más de potencia (info extraoficial), pesa menos, consume menos combustible, es más silencioso, tiene costos operativos menores, entre otros.

Foto: Rostec