(maquina-de-combate.com) Lima – Boeing y Saab han completado con éxito el primer vuelo del segundo avión prototipo que las empresas desarrollan para la competencia internacional T-X de la Fuerza Aérea de Estados Unidos (USAF) que busca seleccionar la plataforma de entrenamiento avanzado de pilotos militares que reemplace a los T-38 que continúan prestando servicios.

EL vuelo de una hora de duración ha sido liderado por el piloto de pruebas T-X, Steve Schmidt, y el piloto de ensayos de Boeing para los Programas de Fuerzas Aéreas, Matt Giese, y la experimentada tripulación ha podido validar loas características clave de la aeronave de nuevo diseño, replicando en el aire lo que las modelaciones por computadora sugieren.

“El jet se ha manejado exactamente como la primera aeronave y el simulador, alcanzando todas las expectativas”, afirmó Giese. “Las cabinas de adelante y atrás trabajan juntos fluidamente y así el desempeño es superior. Es la aeronave perfecta para el entrenamiento de futuras generaciones de pilotos de combate”.

Según indica Boeing en un comunicado de prensa, ambos pilotos entrenaron en el sistema T-X del fabricante estadounidense, que incluye entrenamiento en tierra y simulaciones.

El jet T-X es una aeronave monomotor, con dos alas verticales de cola (timones verticales), asientos en configuración Estadio (el de atrás en nivel superior), cabina de cristal para los dos tripulantes y sistema de entrenamiento integrado. El sistema completo se ha pensado para actualizaciones conforme cambian los requerimientos.

La Capacidad Operativa Inicial (IOC, por sus siglas en inglés) del sistema T-X en la USAF se ha proyectado para el año 2024.

(c) Boeing 2017.

Foto: Boeing