(maquina-de-combate.com) Austal Limited ha entregado el décimo Buque de Combate Litoral a la Armada de Estados Unidos. Se trata del LCS-10 USS Gabrielle Giffords, la quinta unidad de la Clase Independence (La otra clase del Buque de Combate Litoral se llama Clase Freedom, desarrollado entre Lockheed Martin y Fincantieri, de más tradicional diseño, aunque las tecnologías integradas le permiten desarrollar altas velocidades).

El astillero ha entregado cuatro navíos en 2016 a la Armada estadounidense, el LCS-8 y LCS-10, así como dos transportes rápidos EPF-6 y EPF-7, donde EPF significa Expeditionary Fast Transport o Transporte Rápido Expedicionario.

El LCS-10 es un navío que por sus dimensiones puede ser catalogado como una fragata, tiene 127 metros de eslora y un casco que en la proa es muy angosto y que hacia la mitad se convierte en tipo catamarán, lo que le permite incorporar a popa una cubierta de vuelo y hangar de grandes proporciones. En el marco del programa de fortalecimiento de los Buques de Combate Litoral, criticados por su escaso armamento, se le ha provisto a la Clase Independence de misiles anti-buque Harpoon.

Otros seis buques Independence están en diferentes etapas de construcción en instalaciones de Austal Limited, bajo un programa de construcción de 11 buques del tipo, avaluado en aproximadamente 4,000 millones de dólares. El LCS-12 USS Omaha y LCS-14 USS Manchester se están preparando para pruebas de mar. El LCS-16 Tulsa y LCS-18 Charleston están en fase de ensamblaje. Diversos módulos del LCS-20 Cincinnati y LCS-22 Kansas City se están fabricando.

En agosto de 2015 se entrega el LCS-6 USS Jackson y en junio del año pasado se hace lo propio con el LCS-8 USS Montgomery.

Foto: Austal Limited